Toda persona que viva en los EE. UU., tenga una dirección de residencia válida en los EE. UU. y posea una identificación vigente emitida por el Gobierno de EE. UU. o un gobierno de otro país tiene permitido abrir una cuenta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.